Página 26-27 - Ms Cerca

Versión de HTML Básico

26
más
cerca
| verano 2012
entrevista
+
crk
verano 2012
|
más
cerca
27
más
cerca
David Cantolla
En su currículum está el haber creado una de las primeras punto.com
españolas, Teknoland; haber diseñado una éxitosa serie de animación,
Pocoyó; y haber montado otras tantas iniciativas empepresariales.
Ahora, ha decidido contar su experiencia a través de un cómic, Éxito para
perdedores, con el objetivo de decir: ‘Tú también puedes’.
Haz cosas con
pasión y no te
preocupes del éxito
David Cantolla,
Emprendedor y empresario
Texto:
Bruno Díaz
Si se le preguntase por su verbo favorito,
seguramente diría sin vacilar el de ‘hacer’. Y
es que ésa es la clave para David Cantolla
(Madrid, 1967) a la hora de afrontar la vida,
tanto personal como profesionalmente;
para disfrutar y para aportar algo al mundo.
Fundador de una de las firmas puntocom
pioneras de España o creador de la serie de
animación Pocoyó, ha vivido enpropias car-
nes los sinsabores del mundo empresarial. Y
a pesar de algunas duras experiencias, siem-
pre se ha aplicado a sí mismo una de sus
máximas: no tener miedo. Algo que preten-
de transmitir en suobra‘Éxitopara perdedo-
res’, que cuenta suexperiencia a través de las
ilustraciones de Juan Díaz-Faes.
Pregunta.- En el año 1996 fundasTekno-
land, una de las punto.com pioneras en
España... ¿Cómo era posible en aquel
tiempo pasar de ser un sencillo empren-
dedor a ser un empresario con filiales en
otros países de la noche a lamañana? ¿Y
ahora podría darse?
Respuesta.- En 1995, yo todavía estaba vi-
viendoenunabuhardillacuandoconunami-
go decido montar una empresa de internet
-en esemomento casi nadie sabía lo que era
ni para loque iba a servir la Red- y cinco años
y medio después ya contábamos con un
equipo de 600 personas y filiales en toda La-
tinoamérica. Habíamos pasado de la nada al
todo auna velocidadde vértigo. Una absolu-
ta locura y fuera de la realidad. Es cierto que
internet era una herramienta que venía para
quedarse y para transformar el mundo, era
real, peronoocurría así con la valoraciónque
se ledabaa las compañías. Dosde losbancos
más importantes, GoldmanSachs ySalomon
Brothers, valorabannuestracompañíaen250
millones deeuros. En la actualidades posible
que dentro de algunos años nos encontre-
mos conalgunaburbujadeotro tipo, porque
se están fijando valoraciones tremendas en
temasonline, comopor ejemploconFacebo-
ok, pero ahora estas compañías ya están ba-
sadas en un negociomás tangible, más real.
P.- Se ha hablado mucho de la burbuja
tecnológica y en bastante ocasiones de
forma un poco abstracta, pero, como en
todo, detrásde todoaquellohabíaperso-
David Cantolla
Q
uién
es
...
Interesado por las Artes y las
Tecnologías, este madrileño
fue un pionero al crear en
España unas de las primeras
puntocom, Teknoland, empresa
volcada sobre todo en la
consultoría. Más tarde fundaría
Zinkia Entertainmeny con su
serie de animación y buque
insignia Pocoyó. Actualmente
tiene entre manos diversas
empresas: Bitoon Games,
especializada en el desarrollo
y puesta en marcha de juegos
multijugador y comunidades
online de entretenimiento; Vodka
Capital, orientada a las series de
animación como Jelly Jamm; Wake
app/The App Date y el diseño
para aplicaciones para móvil, TV
u ordenadores; y algunas más
como Sidkap; o también el formar
parte de la Junta Directiva de
la Academia de las Artes y las
Ciencias Interactivas.
nas... ¿Cuál fue la característica del ser hu-
mano que ayudó más a desencadenar la
debacle?
R.- Hay una constante en el ser humano que
es la avaricia. Aquello se convirtió enuna bola
de nieve, porque nadie quería dejar pasar su
oportunidad, todos deseaban subirse a ese
tren y se iba invirtiendo cada vez más y más
dinero. Creció mucho sin tener un valor real.
Eso sí, desde dentro era muy difícil verlo.
Aparte, eso no suponía que no hubiera talen-
to en las puntocom y profesionales capaces
de hacer cosas muy buenas. La tecnología
existía, pero había muchos bancos de inver-
siónque tenían interés enque salieran a Bolsa
y así obtener muy buenos beneficios.
P.- Luego llega la creaciónde Zinkia y el na-
cimiento de Pocoyó. ¿El emprendedor, val-
ga la redundancia, no puede dejar de em-
prender? ¿Por qué?
R.- Emprender es contagioso y hay mucha
gente con necesidad de hacer. Lo que a veces
ocurre es que no se sabe cómo llevarlo a cabo
o nos asustamos por las consecuencias que
puede tener. Enmi caso, es casi unapatología.
Ando todo el día metido en líos y, aunque
pueda resultar unamontaña rusa, emprender
permite que la vida sea divertida. Éxito para
perdedores habla de esto: haz cosas y no te
preocupes del éxito ode loque vas a lograr. Si
lo haces con amor y pasión, al final llega por
algún lado.
P.- ¿Quédestacaríasdesdeel puntodevista
empresarial de esa iniciativa hasta que de-
jaste la compañía?
R. Tras Teknoland, el reto que me planteé
fue doble: volver a salir adelante, porque
estaba arruinado, y cambiar el modelo de
negocio. Pasé de ofrecer servicios a desa-
rrollar productos, en este caso series de
animación como Pocoyó. Así que tuvimos
que pensar en modelos que tenían que
funcionar en seis años. Tardas dos años
en hacerla, se tiene que emitir durante
otros dos y por último recoger lo que has
sembrado. Debíamos ser como una fábri-
ca de ideas para tener productos que nos
acompañasen durante muchos años.
P.-Hay ahora más posibilidades de entre-
tenimiento. ¿Los seres humanos no sabe-
mos cómo divertirnos o es casi una obli-