Portal de Correos - RSS

ENVIAR ONLINE

Envía documentos desde cualquier dispositivo y desde cualquier lugar con la misma validez legal.

Burofax

Enviar documentos de forma urgente y segura

Enviar Burofax Online

Carta

Envía una carta digital, ordinaria o certificada

Enviar Carta Digital

Tarjeta Postal

Enviar postales digitales a través de internet

Enviar Postal Digital

PREPARAR ENVIOS

Imprime tus etiquetas y paga tus envíos antes de ir a tu oficina de Correos

PAQ 48

Entrega en 24/48 horas, según origen destino

Preparar Paq 48

Carta Certificada

Garantiza la recepción mediante firma

Prepara tu Carta certificada nacional

Notificaciones Administrativas

Servicio indicado para comunicaciones legales

Prepara las Notificaciones

PODEMOS AYUDARTE

Información Corporativa

CORREOS EMITE UN SELLO DEDICADO A LOS CASTELLS CATALANES

10/10/2008

Castellers
Reproduce la imágen de un castillo humano, tiene una tirada de 500.000 ejemplares y su valor facial es de 0,43 euros

Madrid, 10 de octubre de 2008. El Director Territorial de Correos de la zona de Cataluña, Manel Rey Gonzalez, acompañado por el presidente de la Coordinadora de Colles Castelleres de la ciudad de Barcelona, Antoni Mendieta, y la Comisionada de Relaciones Ciudadanas del Ayuntamiento de Barcelona, Katy Carreras-Moysi, presentaron ayer en el Auditorio del Salón de Filatelia Barcelona 2008 “Mirar los Sellos”, un sello dedicado a los Castells o “castillos humanos”, la tradición catalana que consiste en formar auténticas torres humanas de varios pisos de altura, coronada por el enxaneta. El sello se incluye dentro de la serie Juegos y deportes tradicionales.

Con esta emisión, Correos pretende continuar acercando la Filatelia a todos los ámbitos de la sociedad, combinando los componentes lúdicos con los formativos. En este caso, cultura y juego aparecen estrechamente asociados, al igual que juego y deporte, conceptos que la Filatelia española ha promovido y difundido desde siempre.

Los Castells

Los Castells se enmarcan en los juegos y deportes que exigen un desplazamiento corporal. De origen difícil de determinar, cuenta con gran arraigo popular en Cataluña, principalmente en la zona norte de Tarragona y sur de Barcelona, aunque también es practicado como final de danzas folclóricas en algún pueblo del Alto Aragón. En los últimos años, los Castells se están extendiendo a las Islas Baleares, al sureste de Francia e incluso a Chile. La construcción de estos castillos humanos exige una técnica que se transmite de generación en generación, en la que prima no tanto la fuerza como la habilidad y la buena organización.

Actualmente los Castells se han convertido en un espectáculo de exhibición y competición que atrae a público de todos los lugares, en los que las Colles - asociaciones compuestas por personas de todas las edades que formar las torres humanas- pugnan por configurar las más elevadas y salir triunfantes en las actuaciones. Las más espectaculares pueden elevarse hasta 10 pisos.

La base del castillo está formada por la pinya o piña, donde se encuentra el mayor número de personas para dar soporte, aguantar el peso y equilibrar la pirámide por la que suben los participantes. Continúa con el tronco o parte visible del castillo humano y, en referencia al piso que ocupan, se encuentran els primers o baixos, los castellers del primer piso; els segons, los del segundo y así hasta finalizar la torre. La parte superior está formada por niños y niñas: los dosos del antepenúltimo piso, el aixecador del penúltimo y el enxaneta del último, que levanta el brazo en el momento de coronar el castillo.

El sello va unido verticalmente a una viñeta sin valor postal mostrando la composición de un castillo humano de varios pisos, donde los participantes aparecen uniformados con camisa roja, fajín negro y pantalón blanco. Concretamente, el sello reproduce una formación de Castell conocida como “tres de nou amb folre”, en referencia a sus nueve pisos de altura, con tres castellers por piso y con una segunda piña en el primer nivel, más pequeña, que aporta una mayor estabilidad a la estructura.

La serie Juegos y Deportes Tradicionales

El 16 de abril, Correos puso en circulación los primeros sellos de una serie denominada Juegos y Deportes Tradicionales, dedicada a actividades deportivas minoritarias que reflejan el acerbo cultural de las distintas nacionalidades y comunidades autónomas españolas. Los primeros sellos emitidos fueron los dedicados a la Pelota Valenciana y la Pelota Vasca. Posteriormente han continuado emitiéndose a lo largo de estos meses otros sellos de estas modalidades deportivas minoritarias. Son en total 14 sellos en 8 emisiones en las que aparecen o están representados 16 juegos y deportes tradicionales: las citadas pelota valenciana y vasca (16 de abril); el levantamiento de piedras (16 de mayo); el lanzamiento de barra y el tiro con honda (30 de mayo); el bolo asturiano, leonés y bolo-Palma (5 de junio); las regatas de traineras (16 de junio); la lucha leonesa, canaria y el palo canario (23 de julio); los Castells (9 de octubre); y, el 27 de octubre, se emitirán los sellos dedicados a los juegos del chito, la chave y la calva.

Todos tienen en común la tarifa de 0,43 € y la tirada de 500.000 unidades; y varían su emisión por el tipo de pliego y número de efectos: de 25 sellos más 25 viñetas, hojas bloque de 3 sellos más 3 viñetas, e incluso una hoja bloque con tres sellos.

Reunidos en un libro

Como complemento, CORREOS ha editado un libro que recoge toda la serie de emisiones de Deportes y Juegos Tradicionales. El autor del texto es Cristóbal Moreno Palos, profesor titular del INEF y especialista en estos juegos y deportes minoritarios, y aparece ilustrado con fotografías de los tratados en los sellos. Dichas imágenes han sido cedidas por diversas instituciones y por las correspondientes federaciones de las CC AA a las que dichos juegos y deportes pertenecen.

Características Técnicas

El sello que se pone hoy en circulación, tiene una tirada de 500.000 ejemplares y su valor facial es de 0,43 euros. La impresión está realizada por el sistema de huecograbado, en papel estucado, engomado y fosforescente, con un dentado de 13 ¾ y 30 efectos + 30 viñetas cada pliego . El formato del sello es de 28,8 por 40,9 mm (en horizontal).