Enviar online

Envía documentos dende calquera dispositivo e dende calquera lugar coa mesma validez legal.

Burofax

Enviar documentos de forma urxente e segura

Carta

Envía unha carta dixital, ordinaria ou certificada

Tarxeta Postal

Enviar postais dixitais a través da Internet

PREPARAR ENVÍOS

Imprime as túas etiquetas e paga os teus envíos antes de ir á túa oficina de Correos

Paq 48

Entrega en 24/48 horas, segundo orixe destino

Carta Certificada

Garante a recepción mediante sinatura

Notificacións administrativas

Servizo indicado para comunicacións legais

PODEMOS AXUDARTE

Emisións

Emisión

Cultura Popular. Crema del mai

  • Data de emisión: 24/01/2019
  • Procedemento de Impresión: Offset + troquel
  • Papel: Engomado
  • Tamaño do selo: 40.9 x 57,6mm
  • Efectos en prego: 16
  • Valor postal dos selos: 1.40 €
  • Tiraxe: 70.000

Andorra- crema

Cultura Popular. Crema del mai

El frio invernal, la naturaleza y las tradiciones ancestrales son tres elementos característicos del Principado de Andorra que se conjugan en la celebración de la “Crema del mai”. Una tradición de ascendencia pagana que antaño se celebraba, con distintas variaciones y singularidades, en varias poblaciones de los valles, pero que actualmente solo se ha conservado en la parroquia de Canillo.

Se celebra en el momento en el que el inverno trasciende su momento más frio, la semana conocida como “Setmana dels Barbuts”, llamada así porque concita las onomásticas de San Hilario, San Pablo Ermitaño, San Mauro y San Antonio Abad, tres santos que han sido tradicionalmente representados con largas y frondosas barbas y cuya celebración se produce entre el 13 y 17 de enero.

Actualmente, la “Crema del  mai” se celebra el último día del mes enero, considerado como la “cola” o “cua” del mes, de donde la festividad toma otro de sus  populares nombres  como “Crema de la cua del gener” o “Crema del gener”.

La festividad manda recoger un abeto, que antiguamente se talaba en un bosque cercano pero que ahora se escoge de entre los que se han utilizado para decorar el pueblo durante la Navidad, para que una vez trasladado a las afueras del pueblo, se le prenda fuego, momento en el cual jóvenes y niños hacen sonar cencerros, esquilones y cuernos de buey provocando un gran bullicio.

Concluida la “crema”, los más pequeños juegan y bailan alrededor del abeto y  se remata la jornada invitando a los participantes a compartir una merienda en la que no falta el chocolate caliente y la tradicional coca.

Cuenta la tradición, que si un abeto no se calcina del todo, pronostica un invierno que todavía ha de ser frio y duradero. Antiguamente, si en el momento de la celebración el invierno era suave, se llegaba a indultar al abeto, que permanecía en el pueblo en señal de gratitud a la naturaleza por el buen tiempo.

El sello que Correos ha dedicado a esta tradición incorpora un troquel especial que siluetea la forma del fuego en la hoguera.  

 

 

 

 

Compárteo nas túas redes