ENVIAR EN LÍNIA

Envia documents des de qualsevol dispositiu i des de qualsevol lloc amb la mateixa validesa legal.

Burofax

Enviar documents de manera urgent i segura

Carta

Envia una carta digital, ordinària o certificada

Tarjeta Postal

Enviar postals digitals a través d'internet

PREPARAR TRAMESES

Imprimeix les teves etiquetes i paga les teves trameses abans d'anar a l'oficina de Correos

PAQ 48

Lliurament en 24/48 hores, segons origen destinació

Carta certificada

Garanteix la recepció mitjançant signatura

Notificaciones Administrativas

Servei indicat per a comunicacions legals

ET PODEM AJUDAR

Emissions

Emissió

400 ANIVERSARIO DE LA BATALLA EN DEFENSA DE GRAN CANARIA

  • Data d'emissió: 25/06/1999
  • Procediment d'impressió: Calcografía y offset
  • Paper: Estucado, engomado, mate y fosforescente
  • Mida del segell: 40,9 x 28,8 mm (horizontal)
  • Efectes en plec: 50
  • Valor postal dels segells: 70 pesetas
  • Tiratge: 1.500.000
  • Dentat: 13 3/4

La isla de Gran Canaria cuenta con una fecha significativa que pudo cambiar el rumbo de su historia: 1599, cuando la armada holandesa, al frente del almirante Pieter van der Does, desembarcó en la isla con fines de invasión. Por su situación geográfica, Gran Canaria constituía un punto estratégico que servía de punto de unión entre la península y América. Esta situación privilegiada fue objeto de codicia para ingleses y holandeses que intentaron en repetidas ocasiones hacerse con el territorio. Y así, en junio de 1599 la escuadra holandesa dirigida por Van der Does inicia el ataque a la isla por el Puerto de Las Isletas. El gobernador militar de la isla, Alonso de Alvarado, organiza inmediatamente la defensa formada por cinco compañías de milicias de la guarnición de la capital, artillería de campo y campesinos armados; a los que se une el obispo de la isla y sus servidores; el regente de la Real Audiencia y los suyos. La invasión fue tan feroz que los isleños se replegaron al interior de la capital, con Alonso de Alvarado herido de muerte. Nuevos ataques del enemigo obligan a la población a retirarse al interior de la isla, donde se dispone la defensa final. Cuenta la historia que apenas 2.000 hombres mal armados, pero estratégicamente organizados, hicieron retroceder a la legión holandesa formada por más de 12.000 soldados. A su favor jugaron factores como el conocimiento de la orografía, las tácticas de organización y el efecto multiplicador de los milicianos canarios.

50619991

La filatelia recuerda este momento sublime con la emisión de un sello que reproduce el escudo de la ciudad y el ataque de la armada holandesa a Gran Canaria, según un grabado realizado por De Bry en el siglo XVI, que se conserva en la Casa-Museo Colón de Las Palmas.

Comparteix-lo a les teves xarxes