ONLINE BIDALI

Bidali dokumentuak edozein gailuren bitartez, edonon zaudela, kasu guztietan legezko baliotasunarekin.

Burofaxa

Dokumentuak premiaz eta segurtasun osoz bidali

Eskutitza

Bidali eskutitz digitala, arrunta zein ziurtatua

Tarjeta Postal

Posta-txartel digitalak Internet bidez bidali

BIDALKETAK PRESTATU

Inprimatu etiketak eta ordaindu zure bidalketak Correos-en bulegora joan aurretik

PAQ 48

Entrega 24/48 orduren buruan, jatorriaren eta helmugaren arabera

Gutun ziurtatua

Egiaztatu jaso dela, sinadura bidez

Notificaciones Administrativas

Legezko jakinarazpenak egiteko zerbitzu aproposa

LAGUNDU AHAL DIZUGU

Zigilu-jaulkipenak

Jaulkipena

CENTENARIOS IV Centenario de Velázquez

  • Jaulkipen-data: 24/09/1999
  • Inprimatzeko prozedura: Huecograbado
  • Papera: Estucado, engomado, fosforescente
  • Zigiluaren tamaina: 28,8 x 40,9 mm. (verticales)
  • Paper-orriaren zigilu-kopurua: 50
  • Zigiluen posta-balioa: 35 y 70 pesetas
  • Tirada: 1.500.000 de cada motivo
  • Horzduna: 13 3/4

En 1599 nació en Sevilla el pintor Diego de Silva Velázquez, hijo primogénito de Juan Rodríguez de Silva y Jerónima Velázquez. La libertad que existía entonces en el uso de los apellidos permitió al pintor utilizar de distintas formas los mismos, bien como Diego Velázquez o Velázquez de Silva pasó, finalmente, a ser conocido en la historia como Diego de Silva Velázquez.

20919991

Al cumplir los 12 años el pintor entró de aprendiz de Francisco Pacheco, uno de los pintores más señalados de Sevilla y en cuyo taller permaneció durante cinco años. Sus dotes artísticas fueron advertidas muy pronto por Pacheco, quien cuidó con esmero su educación. En 1618 el joven pintor se casó con Juana Pacheco, hija de su maestro. Su “periodo sevillano”, que abarca hasta 1623, supuso un cambio significativo para la escuela sevillana que en el sigo XVII fue uno de los focos pictóricos más importantes de Europa. En 1622, Velázquez viajó a Madrid con la intención de introducirse en la corte de Felipe IV, recién ascendido al trono. No consiguió su objetivo y un año más tarde, acompañado por Francisco Pacheco logró que el rey posara para él. Su retrato logró tal éxito que fue nombrado pintor de cámara y aposentador de palacio, que llevaba aparejada la supervisión de las obras de arquitectura y de decoración. Entre 1629 y 1631 viajó a Italia y conoció las obras de los grandes maestros como Tiziano, Rubens y Sánchez Coello. Estas experiencias le llevaron a evolucionar en su estilo, adquiriendo una perfección pictórica que le convirtió en el pintor español más destacado del siglo XVII. En 1622, Velázquez viajó a Madrid con la intención de introducirse en la corte de Felipe IV, recién ascendido al trono. No consiguió su objetivo y un año más tarde, acompañado por Francisco Pacheco logró que el rey posara para él. Su retrato logró tal éxito que fue nombrado pintor de cámara y aposentador de palacio, que llevaba aparejada la supervisión de las obras de arquitectura y de decoración. Entre 1629 y 1631 viajó a Italia y conoció las obras de los grandes maestros como Tiziano, Rubens y Sánchez Coello. Estas experiencias le llevaron a evolucionar en su estilo, adquiriendo una perfección pictórica que le convirtió en el pintor español más destacado del siglo XVII.

20919992

Poco antes de su muerte fue nombrado Caballero de Santiago, distinción que nunca había sido concedida a un pintor ni a ningún personaje que no hubiera acreditado su nobleza por medio de lo que se conocía como “probanza de sangre”, y que Velázquez logró debido a la estima personal de Felipe IV. El pintor murió en Madrid el 6 de agosto de 1660. Los sellos reproducen dos cuadros del Museo del Prado de Madrid. El Bufón D. Sebastián de Morra vino de Flandes en 1643 para servir al príncipe Baltasar Carlos, hijo del monarca. Una Sibila recoge el retrato de una mujer, que podría ser la esposa del pintor, Juana Pacheco.

Partekatu zure sareetan